¿Es legal la práctica del INE para seguir tus pasos?

Mucho se viene hablando de la práctica que ha puesto en marcha el Instituto Nacional de Estadística (INE) para utilizar los datos de localización de los dispositivos móviles de los usuarios para sus estudios. Este seguimiento se realizará durante 8 días puntuales y es posible gracias al pacto alcanzado con tres grandes operadoras españolas para conocer información como dónde se vive, se trabaja, se viaja y se mueve la población, tal y como hemos podido leer en el portal Internet Útil. Ahora bien, ¿hasta que punto es legal esta práctica?

Son muchas las voces que indican que este estudio del INE no atenta contra el derecho a la protección de datos, ya que estos serán anónimos en todo momento. Mediante esta información, el INE pretende conocer cuáles son los desplazamientos habituales de la población durante ocho días puntuales: cuatro días laborables, del lunes 18 de noviembre hasta el jueves 21 de noviembre; el domingo, 24 de noviembre; el festivo, 25 de diciembre, y dos días estivales, el 20 de julio y el 15 de agosto.

Los expertos de DAS Seguros recuerdan que este pacto no entra en colisión con la Ley de Protección de Datos porque las operadoras no proporcionarán los datos posicionales, sino que ofrecerán el recuento de terminales que haya en un lugar a una hora determinada. Por otro lado, organismos como el INE tienen competencia exclusiva sobre las estadísticas para fines estatales, según establece la Ley de la Función Estadística Pública 12/1989 recogida en el artículo 149.1.31 de la Constitución. Además de que, según esta misma ley, dichos datos deben estar sometidos a Secreto Estadístico que «obliga a los servicios estadísticos a no difundir, en ningún caso, los datos personales cualquiera que sea su origen», según lo recoge la misma ley.

Cómo evitar que los operadores tengan nuestros datos

Según la Ley de Conservación de datos 25/2007 vigente en nuestro país, los datos de localización y tráfico, al no ser datos personales, los usuarios no tienen que dar su consentimiento para ser utilizados, aunque sí que tienen la oportunidad de informar de que no quieren participar.

Hacer esto dependerá de cada compañía que participe en el estudio. Por ejemplo, en el caso de Vodafone, se debe hacer desde la aplicación Mi Vodafone. Una vez dentro, habrá que acceder al menú permisos. Allí nos encontraremos la opción «No acepto que Vodafone ceda datos anonimizado». En el caso de Lowi, al pertenecer a Vodafone, la forma de actuar se muy similar. En la app Mi Lowi, dentro de configuración, accederemos al apartado de Notificaciones y luego Permisos y Preferencias.

En el caso de los clientes de Orange, se tiene que enviar un correo a orange [email protected] para solicitar que nuestros datos no se incluyan en el estudio del INE. Por último, Movistar no cuenta con un método específico para la petición, ya que, al ser los datos anónimos, no es obligatorio por ley disponer de este canal de peticiones.