Twitear insultos puede meterte en la cárcel, al menos en Kuwait

La verdad es que estamos acostumbrados a tomarnos demasiado en broma a internet, lo digo, porque en la mayoría de los casos las leyes de los principales países no se han adaptado a las nuevas tecnologías creando un falso concepto de que todo está permitido. Y si son de los que piensan así deberían tener cuidado, porque en realidad en Twitter les puede acarrear tantos problemas como ir a la cárcel, al menos si corren la misma suerte que el protagonista de nuestra noticia de hoy.

Twitear insultos puede meterte en la cárcel, al menos en Kuwait, porque eso es lo que le ha ocurrido a Hamad al-Naqi, un ciudadano de Kuwait al que le han condenado a 10 años de cárcel, que es la máxima condena a la que se pueden enfrentar en dicho país por los cargos que le han imputado: insultos al profeta Mahoma y ataques verbales a los dirigentes de países como Arabia Saudí y Bahreim.

Con noticias como esta a uno se le mete el miedo en el cuerpo, y aunque es verdad que en España, las cosas no van demasiado bien con nuestra política, al menos sabemos que la libertad de expresión, por el momento, no nos la quita nadie, y visto lo visto, vale mucho.

Más info | Mediabistro